Esto es lo que le pasa a TODO nuestro cuerpo por NO dormir bien… Aprende cómo lograrlo FÁCILMENTE!!!

Una buena noche de sueño es vital para la salud física y mental. En este artículo encontraras métodos para obtener períodos de sueño de calidad que te ayudaran a una mejor formación de la memoria y liberación de stress.

Las condiciones, edad, ambiente son factores que influyen en obtener un descanso de buena calidad durante el proceso del sueño o dormir y por lo general muchas personas duerme menos para hacer otras cosas y es por ello que al envejecer, el sueño profundo y descansado suele dificultarse. El 40% de las personas mayores de 60 años se queja porque su sueño no es como antes.

Logrando despertarse más de 20 veces en una sola noche (dos veces más que la gente más joven) y es que con el pasar de los años el sueño se vuelve irregular y ligero. Por tanto ese sueño no productivo o de calidad hace que se sienta cansado y malhumorado al día siguiente afectando su función cognitiva y su salud física.

QUÉ TIEMPO NECESITAMOS DORMIR?

Los periodos de sueño cambian durante pasan los años. Por lo general los adultos debajo de 70 años necesitan 7-8 horas por noche, más los que están por encima de 70 sólo necesitan 6 horas.

Las encuestas nos dicen que una tercera parte de los adultos duerme unas 8 horas cada noche por semana. Algunas personas sólo requieren 5 horas de sueño, mientras que otras necesitan 10.

El número de horas de sueño puede ser menos importante que la constancia de su patrón de sueño. Si se despierta descansado luego de 7 horas o incluso menos y no necesita un despertador para despertar, no debe preocuparse. Pero si su patrón de sueño es inconstante o no duerme usted lo suficiente, a pesar de estar el número adecuado de horas en la cama, no está durmiendo bien.

LOS PELIGROS DE NO DORMIR “BIEN”

El sueño es vital para un correcto funcionamiento del cerebro y el cuerpo, ya que durante este proceso nuestra mente se ejercita de manera relajada, desarrollando la capacidad de memoria mediante la creación de nuevas conexiones neurológicas y al cuerpo lo ayuda a la relajación de músculos y liberación de toxinas, restaurando el cuerpo físico.

  • Estudios indican que la falta de sueño interfiere con la función del sistema inmunológico. Una prueba indicó que 4 horas menos de sueño en una noche ocasionaron disminución de actividad de las células T, un tipo de glóbulos blancos que combaten la enfermedad. Luego de una buena noche de sueño, la actividad de las células T volvió a la normalidad.
  • En ese mismo estudio se comprobó que, la falta de sueño se vinculó con una mayor producción de la hormona del estrés cortisol, que se cree que con el tiempo aumenta el riesgo de falla de memoria y resistencia a la insulina relacionada con la edad.
  • La falta de sueño acelera el proceso de diabetes tipo 2, desarrollando un metabolismo de glucosa menos eficiente gracias a la falta de capacidad para secretar y responder a la insulina.
  • Funcionamiento cognitivo afectado por la falta de sueño que interfiere con el aprendizaje, la memoria, la concentración, y el razonamiento lógico.

ALGUNOS REMEDIOS CASEROS PARA TRATAR LA FALTA DE SUEÑO

  • Es innegable que tomar una taza de leche templada con 1/2 de cucharadita de nuez moscada y una almendra machacada, antes de acostarse ayuda a tener un sueño apacible.leche nuez almendra
  • Tomar entre 10 y 20 cerezas al día puede aliviar la falta de sueño y poder dormir mejor.
  • Tomar 1 taza de jugo de tomate que contenga 2 cucharaditas de azúcar natural y 2 pellizcos de nuez moscada entre las cuatro y las cinco de la tarde.
  • Mezclar, a partes iguales, raíz de valeriana en polvo y manzanilla en polvo. Extraer 1/2 cucharadita de esta mezcla con un poco de agua tibia y tomar justo antes de acostarse.
  • Mezclar 1/2 de nuez moscada en polvo en 1 cucharadita de aceite de ricino hasta formar un suave ungüento. Aplicar alrededor de los ojos y sobre la frente antes de acostarse.
  • Tomar un baño o una ducha caliente a la hora de acostarse favorece el sueño profundo.